‘Media Transgressions’ Category

Film Ensayo, La Catástrofe del Presente/ Film essay, The Catastrophe of the Present

Monday, July 18th, 2016

LaCatastrofe_FB

Hello friends,

I just finished my latest video. Here it is.
Spanish: https://vimeo.com/154052504 Pass: verde
English: https://vimeo.com/163710715/66bda94b22

And if going to be shown as a National Premiere July 25th, Cinemateca Distrital, Bogotá.

https://www.facebook.com/events/273919929632593/

 

Revista Nómadas No. 38 “El cuerpo de la violencia en la historia del arte colombiano” por Luisa Ordoñez

Sunday, June 1st, 2014

caratula_nom_38_cara_del_frente

Después de un año finalmente pude tener  este texto. Es de la historiadora e investigadora Luisa Ordoñez “El cuerpo de la violencia en la historia del arte colombiano.” En este texto Ordoñez dialoga con obras de arte colombiano incluida algunas de mis piezas. Gracias Luisa!

Finally I got my hands on this wonderful text. The historian and researcher Luisa Ordoñez in her article “The body of Violence in the Colombian Art History” dialogues with contemporary Colombian  art in which the body haunted by violence is inscribed; in her analysis she includes some of my pieces . Thank you Luisa!

Here it is! | Acá esta el texto!

 

Historia del Arte y Poder: Claudia Salamanca, Cuatro imágenes de Falsos Positivos

Wednesday, May 14th, 2014

HARPCLS

 

 

 

 


Ciclo de conferencias “Historia del Arte y Poder – Tercera Fase: Historias e investigación”
Del miércoles 14 al viernes 16 de mayo de 2014
Organizado por el grupo Cartografías del Arte Contemporáneo
Departamento de Artes Visuales de la Pontificia Universidad Javeriana
Bogotá, Colombia

Viernes 16 de mayo
Auditorio Marino Troncoso, edificio Fernando Barón, PUJ
6:15 pm Claudia Salamanca «Cuatro imágenes de falsos positivos»

Cuatro Imágenes de Falsos Positivos

Esta ponencia consiste en la presentación de cuatro imágenes de muchas, que el ejercito nacional de Colombia fabricó para documentar supuestas muertes en combate, y que en realidad fueron ejecuciones extrajudiciales -lo que hoy se conoce como falsos positivos. La pregunta que se plantea esta ponencia es ¿cómo una imagen entra a producir la legitimidad de un acto de violencia falso cuyo producto son cuerpos muertos reales? ¿Qué es lo falso y lo verdadero de la imagen? ¿Cuál es el terreno de la disputa? ¿La puesta en escena? Estas imágenes documentan algo inexistente y a la vez ciertamente real; ellas apelas a códigos visuales que los perpetradores piden prestados para crear la imagen del enemigo; una imagen que les es solicitada como prueba de su desempeño. Aquí la imagen no es el lugar de disputa de lo real sino la hiperrealización del crimen y de una política de estado. Estas imágenes quieren legitimar una Historia que se ve cuestionada por las múltiples historias que surgen a través de esos otros espectadores, madres, hermanas y esposas de las victimas de los falsos positivos que al ver estas imágenes las consideran irreales. Hiperrealidad e Historia a través de estas imágenes conjuran unos nexos perversos que esta ponencia busca elucidar.  El cuestionamiento surge en lo particular, lo personal y los afectos que se contraponen a la legalidad que la imagen dice testificar; desde el borde y en la intersección de diversas disciplinas y posiciones de sujeto, esta ponencia busca interpelar estas imágenes más allá de ser una fabricación de evidencia.

 

“Kidnapping and representation: Images of a sovereign-in-the-making”

Friday, November 8th, 2013

COMPOSITE_1

Artísta: Alejandro Sánchez.
Título: Carlos José Duarte, Jorge Trujillo Solarte, José Libardo Forero, Luis Arturo Arcia, Wilson Rojas Medina, Robinson Salcedo Guarín, Jorge Romero Romero, Cesar Augusto Lasso, Luis Alfredo Moreno, Luis Alfonso Beltrán. Dimensiones: 43 pulgadas x 43 pulgadas
Técnica: Archival Inkjet Print Año: 2010

Hola a todos, Aca esta un capítulo de mi disertación. Oigo comentarios.

Hello everybody, Here is a chapter of my diss. Let me know what you think

Clau

PS: Gracias Alejandro por dejarme usar tus imágenes! Y gracias Mara hermosa por toda tu ayuda!

 

Tanja, la bailarina exótica de las FARC

Friday, March 22nd, 2013

Video Tanja

Hoy me encontré con el video de Tanja bailando música electrónica en medio de la selva. El video, que muestra Semana y que la revista también comenta, me recuerda una serie de comentarios de mis tías. Recuerdo que ellas ofrecían comida a quienes en otra época se conocían como gamines. Pero cuando ellos, al mirar el plato, y después de examinar su contenido decidían que estaban inapetentes, mis tías entraban en furia y decían, “Tan exigente, muerto de hambre y le hace el feo a la comida.” Pareciera que esta frase estuviera cargada de todo el sentido común. ¡Ay el video de Tanja! En el video la vemos bailando y contornándose al sonido de la música electrónica, a lo que la revista comenta que esta escena no pareciera suceder en las selvas Colombianas sino una discoteca en Londres o Ámsterdam. Y yo me pregunto, si esto también es producto del mismo sentido común usado por mis tías. Acaso usted no ha tenido la experiencia de cantar en la ducha o con un trapero a grito tendido sin necesidad de estar en México, Valledupar o Londres. La música precisamente tiene esa capacidad, nos disloca, nos envuelve sin espacio solo en el tiempo o destiempo de su misma melodía o carencia de ella. Esto lo escribo no como una defensa a Tanja; me da igual. Lo que me parece se debe cuestionar es el uso de ese sentido común que pasa del lo justo a lo moral y a la verdad sin ningún tipo de cuestionamiento, donde se naturaliza un deber ser: el gamín que debe comer lo que sea, salado, dulce, aún lo que no le gusta por el hecho de “ser pobre” o “tener hambre”. O en el caso de Tanja, una guerrillera holandesa a la que se le exige un deber ser guerrillera, un comportarse de cierta manera en la selva Colombiana. Este deber ser no sólo se ancla en una esencia sino que se le atribuye un deber ser anclado en unas coordenadas espacio temporales que señalan esa selva como Colombiana (no se donde esta el tricolor de un paisaje que desaparece constantemente de la Colombia que clamamos como nuestra). Pareciera que el comentarista ve el video, la danza exótica, como el resultado de una dislocación de una Holandesa viviendo en una guerra que no le pertenece en una selva Colombiana.

La revista continua “Tanja se contornea bailando sensualmente con otra guerrillera y un subversivo que hace un gran intento por tratar de moverse al ritmo de una música que claramente les es ajena. Todo ocurre frente a la mirada de un grupo de guerrilleras que mira sin mayor emoción y comprensión el show de Tanja, la bailarina exótica.” El escritor claramente ve algo en la transparencia de la imagen. Esa claridad yo no la veo; el video es opaco. Por el contrario, veo en las palabras que escribe, en la articulación de texto e imagen, comentario y video, que el escritor ha decidido definir un sentido de pertenencia, de país, de música, de lo que se debe escuchar y bailar, de lo que se debe esperar de un guerrillero, tanto de la Holandesa como de los Colombianos, a los que el escritor ve sin mayor emoción y que tratan de bailar algo que no les pertenece. En sus comentarios solo veo/leo claramente un perverso sentido común que se resiste a entender el por que de la cosas y sólo asume que el gamín debe comer por que tiene hambre, y que si decide estar inapetente, o bailar una música no Colombiana en medio de la guerra/selva es por las contradicciones inherentes a una falsa conciencia, o a las contradicciones inherentes del conflicto Colombiano. En la articulación texto e imagen vemos como esas estructuras de inherencia no se conceptualizan sino se dejan como la natural explicación de las cosas.

A cerca de Imágenes y más Imágenes: Revista Soho y su “parodia”

Wednesday, March 14th, 2012

En su edición de Marzo del presente año la revista Soho decide responder a la controvertida imagen que apareció en la Revista ¡Hola! en Diciembre del 2011.  Recordemos.  La imagen de la revista española retrata a la alta sociedad Vallecaucana, específicamente a “las mujeres más poderosas del Valle,” posando en una de las más hermosas mansiones de Cali.  En primer plano, vemos a Doña Rosa Jaluf de Castro que vestida de blanco posa junto son su hija, nieta y bisnieta mirando directamente a la cámara.  En un segundo plano, aparece simétricamente el servicio domestico: dos mujeres afrocolombianas que sostienen bandejas de plata y que, como columnas -una frente a la otra- sostienen a su vez el paisaje que desde esta mansión de película se puede apreciar: la ciudad de Cali.

La controversia alrededor de la imagen de la revista ¡Hola! llevo a plantearnos la incomoda pero pertinente pregunta de, Qué tan racistas son los Colombianos? Racistas los colombianos? Si, somos racistas.  Tristemente esta pregunta se responde con los casos de discriminación que día a día se dan en todos los espacios de la sociedad colombiana. La revista Soho también pretende ofrecer una respuesta a través de su editorial de fotografía titulada  Elogio a la Mujer Negra.

En esta editorial aparecen en primer plano cuatro modelos afrocolombianas desnudas y, al igual que en la fotografía de la revista española, aparecen dos mujeres sino blancas al menos NO afrocolombianas que actúan de servicio doméstico.  Soho afirma que quiere hacer una parodia como respuesta a la hipocresía social, “una especie de negativo de la foto original.” Soho cree que el problema del racismo es un problema de inversión de roles, como si la reparación que el esclavo busca fuera simplemente volver al señor sirviente y al sirviente señor. Soho re-presenta con su intención uno de los grandes miedos de las mayorías: el miedo de que una “minoría” al poder implicara la violenta sumisión del otro mayoría; inversión de roles de poder.  Ahora, es esta imagen una parodia, un negativo? Las parodias son violentas.  Ellas son una imitación que no tiene compasión ya sea a partir del humor, el sarcasmo o la ironia. Si la cuestión de crear un negativo, intención de la revista, es de invertir el negro en blanco y el blanco en negro, vale la pena preguntar qué tipo de inversiones hace esta imagen.  Soho presenta a la mujer afroamericana desnuda, “vestida” tan solo con sus tacones de leopardo, mientras que la revista ¡Hola! muestra a cuatro mujeres vestidas de igual manera pero de diferentes edades mostrando un poder basado en la idea de casta y tradición familiar (en este texto no entraremos a discutir de que manera o sobre que estructuras de dominación estas castas se mantienen). Cuál es la inversión entonces de poder aqui? Poder de casta a poder de cuerpo?  Soho si bien no parodia, sí exotiza; instrumentaliza la representación de la mujer afrocolombiana para una “reparación” de semiparodia al servicio de una mirada que consume cuerpos exotizados.  Por otro lado, si en la foto original la atención era hacia el servicio domestico, aquí ellas son un mero telón de fondo.  El servicio doméstico que en la foto de Soho no es blanco (si de inversiones se tratará) ni tampoco adinerado en posición de sumisión; son mujeres mestizas, que posan detrás de mujeres desnudas.   Parodia? Si, pero parodia de la hipocresía de las reparaciones que pretenden abrir espacios de por si predeterminados por la exotización del otro, para su instrumentalización al servicio de un deseo de consumo de aquel distinto, de un otro que ahora es símbolo sexual. Inversiones de poderes que localizan al otro en un estado natural, pre social, corporal, de un cuerpo que esta para la mirada de (nos)otros.

Claudia Salamanca

Material Evicende / Evidencia Material

Monday, January 10th, 2011

Video by Claudia Salamanca, 2010.